Una mujer envió a su jefe por error una imagen de sus pechos con el siguiente mensaje: “Mira lo que te vas a perder este fin de semana”. Según informa Daily Mail, la joven utilizó la app ‘snapchat’ para enviar la foto íntima que, evidentemente, tenía otro destinatario.

La chica estaba tan tranquila hasta que recibió el mensaje de respuesta de su superior:

“Hola, es probable que no tuvieras intención de enviarme esto a mí, pero por favor, ten más cuidado. Soy tu jefe”.

Cabe recordar que Snapchat es una especie de red social que está arrasando entre los adolescentes de todo el mundo y que se ha convertido en todo un fenómeno que ya supera con creces el uso que se daba al Tuenti o al Messenger.

Se envían más de 400 millones de imágenes al día en todo el mundo y la clave de su éxito es sencilla: permite enviar las imágenes que quieras, a quién tú quieras (a veces hay errores, claro), y se ‘autodestruyen’ en unos segundos.  ¿El perfil del usuario? De entre 13 y 26 años.