Matías Pérez Cruz, presidente del directorio de Gasco,  tras la polémica por el video en el que se le ve expulsando a unas mujeres del lago Ranco, argumentando que ellas estaban en su jardín.

Matias Pérez Cruz, presidente de Gasco, envió una carta a los trabajadores de la empresa luego de las polémicas declaraciones que realizó la semana al intentar expulsar a unas mujeres del lago Ranco.

Según publicación de Emol el empresario escribió “lamento más que nadie que la situación personal en que me vi involucrado y que es de público conocimiento, los haya afectado a Uds. y a nuestra empresa”.

“He reflexionado con humildad y creo debemos tener buenas relaciones entre los compatriotas, especialmente si son vecinos. Creo que debemos desterrar tanta malediciencia de nuestra sociedad y darle cabida más a la benediciencia. Y en eso quiero contribuir también”, señala en la misiva. Anteriormente, Pérez comunicó abiertamente que quiere  de reunirse con las mujeres que fueron afectadas y realizaron la denuncia a través de redes sociales. En la carta volvió a reiterar las intenciones de concretar un encuentro con las vecinas. “Con las vecinas con quien tuve el incidente en presencia de alguna autoridad para disculparme y darnos un saludo en señal de hacer las paces y estoy a la espera de que eso se concrete”, escribió.