Luego que una persona recibiera un disparo en plena plaza de Quillota, el alcalde Luis Mella solicitó una reunión con el gobernador Iván Cisternas, con el objetivo de abordar en conjunto la situación de seguridad al interior de la comuna.

Tras la cita, el jefe comunal manifestó estar “unidos para mejorar la situación que hoy vive la ciudad, pero también queremos hacer un llamado a la calma” y agregó que “quedamos comprometidos a trabajar juntos, con mayor ahínco aún, en entregar mayor percepción de seguridad a la ciudadanía”.

En términos concretos, se acordó potenciar el trabajo en conjunto, a través de la presentación de proyectos por parte de la Municipalidad, con el respaldo de la Gobernación. En ese sentido, Mella recordó que “Quillota tiene al 25% de casas con alarmas comunitarias”.

Acerca del hecho de violencia ocurrido el pasado martes en la plaza de Armas, el jefe quillotano señaló que “los temas hay que enfrentarlos”, por lo mismo, la Gobernación hará su trabajo desde la persecución del delito con las policías, mientras que desde la Municipalidad se seguirá invirtiendo en prevención.

“Vamos a seguir (trabajando) en rehabilitación, porque creemos en ello y esperamos mantener ese 90% de no reincidencia en los que salen de la cárcel (por el programa Oportunidades para la Vida) y vamos a seguir invirtiendo en rehabilitación de la droga a aquellos que se metieron y quieren salir”, dijo Mella.

Finalmente, el gobernador Cisternas comentó que hubo “70 detenidos con más de 1.200 control de identidad, por lo tanto la labor policial y preventiva se está haciendo, la investigativa también, y vamos a empezar a coordinarnos con las denuncias que recibe el municipio, que tal vez ahí teníamos una falencia y la vamos a empezar a direccionar en conjunto para tener mayor efectividad en los resultados”.