La ampliación y fortalecimiento del plan de obras de adelanto para Viña del Mar, así como el cuidado y mantención de la ciudad, la educación y salud municipal, son los principales énfasis de la propuesta presupuestaria para 2019 que la alcaldesa Virginia Reginato entregó este jueves al Concejo Municipal.

Para 2019, el municipio ha proyectado un presupuesto de $99.392.600, que implica un incremento cercano al 2,96% en relación al del presente año, lo que se considera una proyección realista, dada las condiciones de las arcas municipales, cuyo monto permitirá cumplir con el programa de trabajo, compromisos y, además, ser una agente de desarrollo local.

El administrador municipal, Claudio Boisier, señaló que la propuesta “considera aspectos estratégicos y tácticos de la gestión municipal que se han gestado durante 2018 y que ahora surgen como premisas de trabajo para 2019, como la disminución del déficit financiero en un 50% para el término de este año, fruto de una política de austeridad, ahorro, transparencia y orden que permitirá llegar a un pleno equilibrio financiero en el 2019”.

De igual manera, el directivo manifestó que “este presupuesto recoge las instrucciones recibidas y se hace cargo en el subtítulo 34 del saldo de la deuda e incluye el saldo inicial de caja, reflejando la exacta realidad financiera de las arcas municipales proyectadas para el próximo año”.

Esta propuesta provisiona $8.000 millones para educación y salud primaria; y pone un énfasis especial en el cuidado y mantención comunal, destinando para ello una cifra cercana a los $20.000 millones.

También considera proyectos de inversión, incluidos estudios y obras civiles, por $6.278 millones. Además, se fortalecerá la participación ciudadana activa mediante seis fondos concursables, cuyo monto total asciende a $1.080 millones.

Al respecto, la alcaldesa Reginato señaló que “esta propuesta de presupuesto incluye $6.500 millones correspondiente a la deuda flotante, lo que llevaría al municipio al total equilibrio financiero en el año 2019, dado que ya pagamos el 50% la deuda”.

Por último, precisó que “este presupuesto prevé ingresos con realismo y asigna integralmente los recursos municipales con criterios de urgencia, con énfasis en la mantención comunal, con foco en lo social y en la inversión de obras de adelanto en diversos sectores de Viña del Mar”.