La Seremi de Salud de Valparaíso informó que los promedios anuales de concentración de arsénico en la zona de Quintero y Puchuncaví superaron hasta 23 veces la norma europea registrada entre 2010 y 2015.

A principio de mes, Contraloría envió un informe dirigentes vecinales en el que se recogieron los promedios anuales de concentración de arsénico en cinto estaciones de monitoreo de la zona.

Como Chile no cuenta con una norma sobre este químico, la información se debió contrastar con los valores establecidos por la comunidad europea (0,006 ug/m3) y se mostró que la situación más crítica se ha producido en las inmediaciones del sector La Greda, en Puchuncaví.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) señala que “el arsénico es una de las 10 sustancias químicas consideradas como las más preocupantes para la salud pública”.

En ese sentido, el ministro de Salud, Emilio Santelices, sostuvo que “estamos al tanto de las muestras que se han hecho en pozos de agua, donde se ha constatado la presencia de arsénico”.

Por ello, agregó que dentro de las medidas anunciadas está “fortalecer la red de agua potable, a objeto de evitar que las personas se vieran obligadas a usarlos, porque la presencia de arsénico tiene una asociación con la mayor prevalencia de cáncer y enfermedades microvasculares”.