El malestar es generalizado en Quintero, donde los vecinos se encuentran muy preocupados luego de producirse un nuevo derrame de petróleo en la comuna, esta vez en el estero Santa Julia, lugar donde ENAP realiza la construcción de un oleoducto.

Por esta razón, el senador por la región de Valparaíso, Francisco Chahuán (RN), exigió a la empresa revisar sus protocolos, o bien, que la autoridad examine cada uno de los trabajos que la empresa lleva a cabo, para así terminar con estas sucesivas emergencias medioambientales.

“Vamos a iniciar las acciones legales correspondientes para que estos hechos no vuelvan a repetirse, y que ENAP entienda que tiene que actualizar sus protocolos en forma sistemática, para que estos hechos no vuelvan a producir un daño ambiental”, señaló Chahuán.

Del mismo modo, el legislador hizo un llamado a la ministra de Medio Ambiente, Marcela Cubillos, “para que el plan de descontaminación de Quintero, Puchuncaví y Concón finalmente vea la luz del día”.