El presidente de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile (Fech), Alfonso Mohor, confirmó su renuncia al cargo y anunció que Karla Toro, militante de Izquierda Autónoma, asumirá la testera de la dirigencia estudiantil.

Respecto de las razones por las que daba un paso al lado comentó que “a pesar de nuestras voluntades, es innegable que nuestra institución, lamentablemente, no ha estado a la altura de los desafíos que se nos han ido presentando en ésta y otras materias”.

De igual forma, Mohor realizó una autocrítica diciendo que hicieron “oídos sordos a la cada vez más evidente baja participación y desafección de los estudiantes para con su federación, y que ha redundado en que año a año las elecciones se han convertido en un proceso deslegitimado y menos convocante”.

Respecto a lo que viene, el ex dirigente estudiantil sostuvo que “tenemos un enemigo poderoso afuera, que gobierna el país, que legisla para precarizar aún más a los estudiante y trabajadores de nuestro pueblo y frente a eso no podemos permitirnos continuar encapsulados en la inmovilidad que nos generan nuestras diferencias internas”.

Finalmente indicó que “por respeto a la tradición histórica de esta institución y el rol que ha jugado durante 112 años en la defensa de los derechos sociales, no tenemos más que superar lo que nos afecta. Allá está el enemigo, recuperemos la Fech para enfrentarlo”.