Una mujer haitiana toma en sus manos un pequeño brote de lechuga. Mira maravillada las pequeñas hojas, mientras un facilitador oral le va explicando cómo plantar esta verdura. Se trata del taller de huerto comunitario que se está desarrollando en el Hospital Santo Tomás de Limache, que además de atender a los habitantes de la comuna, se ha abierto a la población migrante.

Así lo explica David Córdova, psicólogo del centro asistencial y encargado del Programa de Participación Ciudadana, quien explicó que “el objetivo principal es que la gente aprenda a comer más saludable, pueda prevenir enfermedades de salud mental a través de la participación, de la convivencia y aprender terapias complementarias, como el uso de plantas medicinales, el uso del yoga, la relajación, entre otros”.

El profesional agregó que desde hace poco se inició la inclusión de inmigrantes, especialmente haitianos, a este taller, “ya que desde un principio, la idea era sumar personas de pueblos aborígenes, migrantes y otros sectores que son invisibilizados y que no tienen acceso fácilmente a este tipo de programas. Como ha aumentado mucho la presencia de migrantes, especialmente los haitianos, quienes tienen la barrera idiomática de por medio, decidimos incluirlos en este taller y contamos con un facilitador idiomático”.

El Dr. Damián Mann, director del Hospital Santo Tomás de Limache, explicó que el taller de huerto comunitario con inclusión de migrantes “contó con una masiva participación y además pudimos contar con un valioso facilitador idiomático voluntario que ayudó en la comunicación más fluida. A los participantes se les contó el objetivo del huerto, cómo funciona y se les extendió la invitación a participar activamente como una forma de generar lazos y de que puedan contar con un espacio de compartir aprendizajes a través de la plantación y la cosecha”.