Nicolás Córdova, director técnico de Santiago Wanderers, el flamante campeón de la Copa Chile 2017, se refirió al título conseguido por sus dirigidos tras vencer por 3-1 a la Universidad de Chile en la final disputada en el estadio Ester Roa de Concepción.

Al respecto, el estratega dijo a la ANFP que “estoy tremendamente orgulloso de lo que mostraron mis jugadores, porque pusieron pasión y entrega, que al final es lo único que uno les pide. Siempre está la posibilidad de ganar o perder, pero el temple hay que tenerlo a cada momento”.

Además destacó que “mi único foco ahora es sacar adelante este club y creo que hoy dimos un gran paso, no sólo con el título alcanzado, si no que en la confianza que esto generará en nuestra escuadra. Me comprometo a entregar todo en estos tres partidos que quedan por delante y sé que mis muchachos lo darán todo por conseguir los máximos puntos posibles”.

Córdova cerró diciendo que “obviamente ha sido un semestre de contrastes con la Copa Chile y el torneo nacional y en las circunstancias en que estamos se genera más confianza y menos temor para afrontar estos partidos tan claves. Sé que en el Transición no lo hemos hecho muy bien, pero tengo confianza en que lo sacaremos adelante”.